En el desarrollo de ciertas actividades empresariales, determinadas empresas están sujetas al cumplimiento de normas generales y regulaciones o reglamentos específicos expedidos por diversas autoridades públicas de orden nacional o territorial.

Por su parte, el Estado somete a ciertas compañías a medidas de inspección, vigilancia y control, en consideración a su actividad, tamaño e ingresos, con lo cual se impone el acatamiento de normas y obligaciones particulares.

En LVA tenemos la experiencia y capacidad de proveer a nuestros clientes de servicios de asesoría en temas de protección al consumidor, protección de datos personales y servir como soporte en procesos de competencia desleal. A la vez proporcionamos a nuestros clientes emisiones periódicas de boletines normativos, apoyo y seguimiento de iniciativas legislativas y reglamentarias que puedan incidir en su actividad empresarial.